Imagen Economia y Empleo Verde

Salinas y empleo sostenible

Máquinas excavadoras trabajando en una salina, detrás de un montículo de sal

Las salinas son antiguos espacios marismeños que fueron transformados por la mano del hombre al objeto de producir sal. Dicha transformación permite el mantenimiento de un régimen hídrico seminatural que ha hecho posible que siglos después de sus primeras roturaciones, estos espacios sean considerados humedales de elevado interés ecológico, muchos de ellos incluidos en la red de humedales de Ramsar y/o en la Red Natura 2000.

Así mismo, albergan un patrimonio cultural y etnográfico por cuanto tiene de oficio la producción de sal y el modo de vida en la salina e incluso, muchas de ellas, guardan la memoria de un patrimonio histórico representado en yacimientos arqueológicos. Por último, existe un rico patrimonio inmueble amenazado por el olvido y la destrucción consiguiente a la falta de uso.

Larga es la tradición salinera de la Bahía de Cádiz, desde donde surge el interés de realizar el proyecto "Salinas y empleo sostenible". Allí se ha comprobado que, una vez entrado en declive el negocio de la sal por diversos motivos y abandonadas masivamente las salinas, la mayor parte de ellas no son capaces de tornar a su estado natural, el régimen hídrico se desestabiliza y lo que era un vergel se transforma en una "polvera", dando por perdido ese amplio y variado patrimonio que representa, afectando incluso a la identidad del pueblo que es, por definición, salinero.

Por todo ello, este proyecto busca mejorar el grado y la calidad del empleo generado en el ámbito de las salinas litorales en activo, al tiempo que propone nuevas actividades económicas para su desarrollo que sean compatibles con estos espacios y abogando por la recuperación de aquellas salinas que abandonadas recientemente aún conservan su estructura.

Se busca también diversificar los usos, adaptar las actividades económicas existentes a los nuevos mercados y tendencias y, en definitiva, abogar por la sostenibilidad del empleo en las salinas y fomentar una cultura emprendedora. Una cultura que permita, en definitiva, la pervivencia de uno de los pocos y verdaderos ejemplos de desarrollo sostenible que aún existen en España.

Los destinatarios del proyecto son mayoritariamente productores, empresarios y trabajadores del ámbito de las salinas, asociaciones para la conservación de las salinas y entidades para el fomento de la creación de empleo con ánimo de lucro.

Los resultados que se obtendrán con este proyecto son:

  • Formación de 50 destinatarios, aunque el proyecto llegará a un total de 1.264 trabajadores.
  • Creación de 30 empleos en el ámbito de las salinas.
  • Creación de tres empresas y siete nuevas líneas de negocio en torno a las salinas.
  • Fomento de la cultura participativa y asociativa.

Estado: 
Abierto
Año Inicio: 
2013
Año fin: 
2014
Entidad ejecutora: 
Atlántida Medio Ambiente
Fuente de financiación: 
Fundación Biodiversidad
Ámbito ampliado: 
C.A. de Andalucía, Región de Murcia, Comunidad Valenciana e Islas Canarias