fundación Biodiversidad

Imagen Prensa

Enrique de Cárdenas, un excelente científico, inmejorable compañero y buenísima persona. Descanse en Paz.

Miércoles, 26 Septiembre, 2018
Enrique de Cádenas

Desde la Fundación Biodiversidad, de cuyo Consejo Asesor fue miembro Enrique de Cárdenas, nos sumamos a estas bonitas palabras que le han dedicado sus compañeros de la Subdirección General de Protección de los Recursos Pesqueros.

AL OLMO VIEJO, HENDIDO POR EL RAYO

Y EN SU MITAD PODRIDO,

CON LAS LLUVIAS DE ABRILY EL SOL DE MAYO

ALGUNAS HOJAS VERDES LE HAN SALIDO.

Antonio Machado escribió este poema en un momento complicado de su vida. En una encrucijada personal entre la esperanza y la desesperación al ver que el amor de su vida se escurría día a día, pero con la ilusión de su nueva vida soriana, de los paseos por el campo castellano y recibiendo la inspiración que le llevaría a escribir una parte significativa de su excelsa obra.

El poema que para muchos sería una muestra de la no vuelta atrás de un símbolo, unas pocas hojas en un árbol centenario no serían suficientes para asegurar su continuidad, para unos pocos sería un signo claro de esperanza, de remontar y de creer que se recuperaría el esplendor de pasadas primaveras.

Así lo vería Quique. Enrique de Cárdenas, siempre vitalista, que será recordado por su optimismo, por su actitud positiva ante los distintos escenarios y papeles que le tocó desempeñar. Siempre con su sonrisa campechana, dispuesto a dedicar una palabra amable.

Quique nos dejó la semana pasada, pero sólo lo ha hecho en presencia. Nos queda su ejemplo, su actitud ante la vida, sus enseñanzas en tantos aspectos de la Pesca, las anécdotas que recopiló durante tantos años desde su paso por el Instituto Español de Oceanografía en aquellas primeras campañas alrededor del mundo, su ejemplo en la Secretaría General de Pesca. Las colaboraciones con tantas y tantas Instituciones… fue ejemplo de la necesaria colaboración entre científicos y gestores y lo es hoy más que nunca cuando, una vez más, ha conseguido que todos estemos de acuerdo en llorarle tras su partida.

Para todos los que formamos parte de SU Subdirección, la Subdirección General de Protección de los Recursos Pesqueros, Enrique de Cárdenas es nuestro profesor. Cultivó la excelencia como persona y como científico, su gran corazón nos arropó tanto o más que sus conocimientos.

Jefe y compañero entrañable, siempre con una sonrisa y una gran humanidad imposibles de olvidar, esa es tu imagen. Fuiste un compañero y un jefe especial. Conseguiste que todos a tu lado trabajásemos con ilusión con la confianza que depositaste en cada uno de nosotros, haciéndonos fácil el día a día en el trabajo. Contigo se trabajaba a gusto. Un gran maestro que nos tomó de la mano, pero que a la vez abrió nuestra mente y dejó para siempre tocado nuestro corazón.

Quique un gran científico, de corazón y amabilidad sin límites, que compartió su alegría y su sabiduría con los compañeros y que hacía muy fácil llevar el día a día en el trabajo.

Enrique de Cárdenas, un excelente científico, inmejorable compañero y buenísima persona. Descanse en Paz.
 

Proyecto Rebamar

Día Mundial del Agua, no dejar a nadie atrás

22 de Marzo 2019

La conmemoración del Día Mundial del Agua se remonta a la Conferencia de las Naciones Unidas sobre e ...

laurisilva_garajonay

Nos sumamos a la celebración del Día Internacional de los Bosques

21 de Marzo 2019

Desde 2013, cada 21 de marzo se celebra el Día Internacional de los Bosques para concienciarnos sobr ...